Archivo

Acuerdo paritario entre SADOP y las Cámaras Patronales

El Ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, selló el pacto junto con el Secretario General de SADOP, Mario Almirón, y los representantes de la Confederación Argentina de Instituciones Educativas Privadas (CAIEP), la Junta Coordinadora de Asociaciones de la Enseñanza Privada (COORDIEP) y el Consejo Superior de Educación Católica (CONSUDEC).
El acuerdo fija condiciones mínimas de trabajo para todos los docentes privados del país y puede considerarse un Convenio Colectivo. Ésta firma supone un avance en el histórico reclamo de SADOP por establecer las condiciones de trabajo mediante el mecanismo de las paritarias. “Creemos que éste camino servirá para mejorar de modo continuo las condiciones y medio ambiente de trabajo de nuestros compañeros, a la par de reafirmar la idea de educación como Derecho Humano para todos sin exclusiones de ningún tipo”, remarcó Almirón.
La Comisión acordó el mecanismo para dotar de obligatoriedad a las disposiciones normativas contenidas en el acuerdo, para que lo allí pactado sea de obligatorio cumplimiento para todos los trabajadores y empleadores de la enseñanza privada, en todo el país.
Este acuerdo privilegia la relación con los representantes de los empleadores y la participación del Poder Ejecutivo Nacional como mecanismo para adoptar decisiones, para democratizar las relaciones laborales docentes, elevando los niveles de protección dados por las leyes y especificando cuestiones no previstas en ellas.

 

Puntos estipulados en el Acta

El Acta define a la educación  como "un bien público y un derecho personal y social". Esta definición es coherente con la caracterización que hace el SADOP de la educación como "derecho humano" y "bien público" (es decir del pueblo) y se aleja de las visiones mercantilistas y las que consideran a la educación "un servicio" y a los alumnos "usuarios" o "consumidores".

Además, rescata la definición de la Ley de Educación Nacional respecto de la educación como prioridad nacional y une ello al instrumento del aporte estatal como modo concreto de garantizar la inclusión educativa. Subraya la importancia de la asistencia financiera del Estado, pero no condiciona los derechos de los docentes privados a esa asistencia. Es clara en ese sentido la siguiente disposición del Convenio: "la no obtención del aporte estatal o la demora en su percepción no exime al propietario de su obligación de pagar los sueldos conforme la ley".  Por ello, el sector empleador expresa su voluntad de recomponer progresivamente el salario de todos los docentes.
La forma de contratación típica es el contrato de trabajo por tiempo indeterminado. Esta fórmula sintetiza el derecho a la estabilidad de la Ley de Educación Nacional. Los contratos a término además de reunir todos los requisitos legales para su validez estarán sujetos a un mecanismo de control: deberán -sin excepciones-ser registrados ante el Consejo Gremial de Enseñanza Privada. Las excepciones son tres: 1- suplencia; 2-plazo determinado y 3-actividades cuatrimestrales y semestrales.
Todo lo que en el plano de la realidad no responda a estas formas típicas, todo lo que sea atípico está fuera de la normativa y se considera una relación por tiempo indeterminado. Por ejemplo, en aquellas provincias donde existan docentes privados "interinos" (categoría no contemplada en el Convenio) deberá considerarse que son docentes titulares. Esta disposición le da SADOP una herramienta extraordinaria para controlar los fraudes laborales y defender los derechos de los docentes privados.
La Secretaria General de SADOP Catamarca, Silvia Bustamante celebró la concreción de este acuerdo y al respecto dijo: "La firma de estos artículos del Convenio Colectivo es un hecho histórico para nuestro sindicato y sus afiliados. El 1º de julio de 2013 marcará un hito en la historia de la organización sindical. Esta acta acuerdo es el fruto de 20 años de lucha y la concreción de la firme convicción que transitamos por el camino correcto de las conquistas laborales que beneficiarán directamente a nuestros docentes privados. Tal como lo anticipara el compañero Almirón, este será el primer eslabón de una larga cadena de acuerdos entre las partes involucradas."